Busca en mi blog o donde quieras

sábado, 11 de septiembre de 2010

Todo es ilusión en la tienda de magia


Si estuvieran en casa, seguro su mamá les diría "hijitos, no jueguen con candela", pero Chalo's y Jonathan están en la tienda de la magia y allí todo puede pasar, porque el mundo es ilusión.

Queda en el barrio Cristóbal, al occidente de Medellín, y es la única que hay en la ciudad, por lo menos con estructura estilo tienda. Se llama "Universal de Magia" y allí se consigue desde el más sencillo elemento para un truco, como son las cartas, hasta los más sofisticados objetos, como aros metálicos, flautas que aparecen y desaparecen o cajas con dobles fondos y sombreros multicolores. Sombreros de mago, en los que cabe todo, porque todo es ilusión.

Existe hace tres años y la montaron Mr. Mago y Chalo's, el primero un mago aficionado y el segundo todo un profesional de este oficio (¿arte?), que incluso fue cofundador del Club de Ilusionismo de Antioquia.

La tienda se creó porque para los magos de Medellín y también para los que querían aprender ilusionismo, acceder a los productos mágicos era algo complejo, "muchos traían objetos importados -se siguen trayendo- de Europa y Estados Unidos a precios muy costosos y con indicaciones de uso en inglés, pero la gente no entendía nada y la plata terminaba perdiéndose. Ahora es sencillo, porque se venden productos fabricados acá y también importados, pero a la gente le explicamos cómo se usan", explica Chalo's, que junto a su hijo de 22 años, Jonathan, también mago, creó el llamado Kit Mágico, hecho con elementos sencillos para que cualquier persona, sin saber nada, aprenda trucos.

Es una cajita negra que encierra encantos y misterios en objetos tan sencillos como dados, monedas, naipes, bolas y paleticas con perlas de colores, que al roce de las manos cambian de tonalidad.

"Es un kit que tardamos siete años en inventar, ahora estamos preparando el kit 2, con elementos y sorpresas diferentes", apunta Chalo's.

Uno quisiera...
Uno quisiera preguntarles a estos dos magos que le revelen de una vez cómo es que hacen los trucos y cómo es que se inventan tanta cosa, que incluso en los videos pasados cuadro a cuadro es a veces imposible detectar los secretos.

Pero no, mejor vivir desconociendo ese misterio para gozar el espectáculo de la ilusión, que divierte y asombra a niños y grandes sin importar el estrato ni la condición social o el género.

En la tienda uno ve vitrinas con simples botellas de Coca Cola o de vino, vacías o llenas, que aparentemente no tendrían algo raro, pero que en manos del ilusionista se vuelven tesoros, ganan encanto.

Dados, cartas, flores, monedas que se desaparecen o se multiplican, tiras de papel, bolas de espuma que se tornan de colores a la mano del mago y hasta el libro "Mente prodigiosa, un mundo lleno de ilusión", se hallan en este encantador lugar, donde también se dictan clases de magia.

"Tenemos montado un curso y desde que la gente sienta la pasión aprende fácil", explican papá e hijo, que curiosamente trabajan juntos en algunos shows, pero que cada uno tiene su montaje propio, pues todo es muy teatral.

A Chalo's le encantan la candela y los juegos con los animales, usa perros y palomas que aparecen y desaparecen o cambian de color en un abrir y cerrar de ojos.

Jonathan, que estudia Ingeniería en la U. de A. y aspira a ser el ingeniero de la magia -de tal palo tal astilla-, se divierte más con los objetos luminosos.

Es una delicia visitar este lugar, porque aunque el mundo es lo que es, también es lo que vemos y nos hacen ver estos seres encantadores llamados magos, que aunque sea de mentira, nos transportan a un universo mágico en el que no hay angustias y sólo se vive entre la risa y la sorpresa. ¡Y claro, la ilusión!
Gustavo Ospina Zapata

Y tú ¿crees en la magia?

8 comentarios:

Novicia Dalila dijo...

Creo, creo.
Creo en la magia pura y dura, en la que hacen los magos, aunque quizás mi problema es que me gusta saber en qué consiste el truco. Había un programa donde desvelaban los pormenores de algunos trucos legendarios y cuando lo pillaba haciendo zapping (nunca sabía en qué cadena era) me quedaba a verlo... Y después de ver destripar los trucos, tenía sentimientos encontrados: por un lado veía mi curiosidad saciada, pero por otro, me sentía mal porque ya, cada vez que viera hacer esos trucos, no sería lo mismo....
Y creo en la magia de las personas. Creo que hay gente que es mágica para los demás y para sí mismos. Que son optimista por naturaleza, que iluminan, que sorprenden... que son capaces de sacarte del ostracismo, del pozo negro... Es quizás momentáneamente la mayoría de las veces, pero suficiente para por un momento transportarte fuera de tu miseria.
Tú eres mágica para mí, Parce :D

Un beso muy fuerte.

Houellebecq dijo...

Pues creo que no. Sí la puedo observar con la habilidad que tienen para hacerte creer que la hay, para mover las manos más deprisa que la vista. No creo que exista como tal pero tampoco engañan a nadie. Si se les llama magos ilusionistas es porque crean la ilusión de algo que no es cierto. Y lo hacen muy bien.

Dr.Mikel dijo...

No creo en la magia potagia, solo creo en la ilusión, tan necesaria como vital para buscar incentivos ante la vida.

Annie dijo...

Parce completamente de acuerdo contigo de cabo a rabo, creo en la magia pero me gusta saber en qué consiste el truco, pero sobre todo creo en la magia de ciertos momentos y en la magia que tienen algunas personas, me fascina el poder que tienen para transformarme, para sentir en ese instante que Dios existe y me está mirando.

Cada vez que tengo oportunidad de compartir contigo siento eso Parce, que Dios me mira por un huequito y se ríe conmigo...

Un fuerte abrazo y mi cariño por siempre

Annie dijo...

Hou efectivamente esta entrada se refiere a la magia como la habilidad de realizar cosas extraordinarias mediante trucos y juegos de manos. Entendida la magia en este estricto sentido, yo tampoco creo en ella, porque sé apriori que hay un truco así yo no pueda verlo.

Pero en la magia referida al encanto, hechizo o atractivo con que una persona o una cosa o hecho deleita o subyuga, o a la que por medio de causas naturales obra efectos extraordinarios que parecen sobrenaturales, en esa sí creo y de hecho a veces la practico...

Besos mágicos

Annie dijo...

Doc ¿crees en la ilusión como imagen sugerida por los sentidos que carece de verdadera realidad, o en la que hace referencia a la esperanza que carece de fundamento en la realidad?

Pienso que ni en uno ni en otro concepto, me parece que tú crees en la Ilusión entendida como entusiasmo y alegría. Yo también creo en la Ilusión del mismo modo...

Un beso brujo

anuar bolaños dijo...

Leyendo otras de tus entradas creo que he descubierto que tu eres paisa. Que alegría!

Un abrazo.

Annie dijo...

Así es Anuar, paisa hasta la médula!!! Vos también???

Un beso mágico y muy montañero